Actualidad

¿Por qué es importante reciclar los residuos?

En el Día Mundial del Reciclaje, reflexionamos sobre la importancia de cuidar el medioambiente, reduciendo los residuos y reutilizándolos.

viernes, 17 de mayo de 2024 - 10:05

Según los datos proporcionados por el Ministerio de Ambiente y Desarrollo Sostenible en el 2020, en Argentina se generan unas 49.300 toneladas diarias de residuos sólidos urbanos y alrededor de 18 millones de toneladas anuales. Además, en nuestro país existen cerca de 5000 basurales a cielo abierto que generan riesgos ambientales y sanitarios (de los cuales 20 están ubicados en la Patagonia). También, los desechos de plástico que van al mar tienen un impacto dañino para las costas patagónicas y su fauna marina, ya que estos se degradan en microplásticos y son consumidos por los animales que pueden morir por desnutrición.

Para evitar efectos negativos de contaminación ambiental y daños en la salud, es necesario poder hacer uso de la regla de las 3 R: reducir (consumir con conciencia), reutilizar (prolongar la vida útil de los objetos) y reciclar (separar los residuos para que puedan utilizarse como materia prima). También es importante separar la basura de los residuos reciclables y tirarlos en los contenedores adecuados: en el azul se colocan los vidrios secos y limpios (como botellas, vasos y frascos) y en el verde se depositan los reciclables (como plásticos, telas, papeles, cartones o metales).

Algunas ideas para reciclar son utilizar las botellas de plástico como maceta para las plantas del hogar, crear portalápices con las latas de aluminio, realizar muebles con pallets de madera o hacer manualidades con las tapas de plástico. También, de la mano del boom de las ferias de ropa usada, la moda circular es otra manera de contribuir al cuidado del medioambiente. Se trata de darle una segunda oportunidad a las prendas de vestir, los zapatos y los accesorios, con el objetivo de no seguir generando desechos de materiales que tienen las ropas, por ejemplo el poliéster que puede tardar hasta 2.000 años en degradarse.